Cuando se hace algo y se hace bien.

“Una máquina puede hacer el trabajo de cincuenta hombres ordinarios. Ninguna máquina puede hacer el trabajo de un hombre extraordinario.”

Muchas veces se nos dice: nadie es indispensable. Pero, algunas personas hacen tan bien lo que hacen que es difícil llegar a finalizar un trabajo con la calidad que ellos lo presentan. Pienso que haciendo algo bien le damos un gran aporte al mundo, pero le damos aún más cuando enseñamos a otros lo que hacemos. Todo eso en conjunto hacen de una persona, una extraordinaria, no solo el hecho de dar algo con calidad, pero también de instruir a otros si los otros están dispuestos a aprender.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s